Santa Clarita Diet

Santa Clarita Diet
¿Te ha gustado?

Netflix vuelve este Febrero con una nueva serie original, de la mano de Victor Fresco presentándonos una comedia de terror con Drew Barrymore (E.T.) en el papel de una zombie, Sheila y Timothy Olyphant (Hitman) como su marido Joel.

La serie tiene esencia aunque el tema es algo repetido ya que es una serie clase “zombie”, pero va dar un paso más allá llevándola al terreno de la comedia, algo absurda y que el zombie no es un saco de carne andante, mantiene su esencia humana, aunque por cierto tiempo.

De lo cómico y terrorífico a la tragedia

La categoria de terror, es un poco leve ya que no pasamos miedo real, es más bien para estómagos no tan delicados por algunas escenas donde la sangre y otras sustancias brotan y brotan de las víctimas, que a veces resulta hasta cómico.

No es un humor para todos, ya que como hemos avanzado antes es un poco absurdo, para muchos otros diría que es como contar un chiste y que todos se rían menos tú. Los diálogos y las situaciones insípidas entre los protagonistas roza lo kafkiano.

Creo que la duración de los capítulos es la necesaria, normalmente roza al rededor de los 30 minutos, es algo a favor, ya que no la hace indigestible por que muchas veces da la sensación que los personajes se quedan parados y se miran diciendo que hacemos que aún queda por rellenar minutos.

Santa Clarita Diet es una serie capaz de mantener el ritmo pero decae en algunos momentos, se convierte en simple y monótona, a veces sin sentido, intentando retratar la vida de un buen barrio, donde algunos tienen mucho que esconder.

Netflix con esta producción no ha querido arriesgar mucho al parecer, ya que aunque no tenga el peso de algunas de sus series estrellas, se puede ver para pasar el rato las tardes largas y aburridas, tiene la capacidad de llevar la idea de un zombie humano oculto sea posible de una manera divertida y algo loca.

Esperemos que la segunda temporada levante un poco esta nueva producción de muertos vivientes y deje de ser una tragedia a ser una buena comedía para desconectar del día a día.

Lo que destacamos

  • Lo mejor: volver de nuevo a Drew Barrymore haciendo comedias, algunas escenas donde realmente te ríes y algunas “gore”.
  • Lo peor: las situaciones donde no entiendes nada, tanta absurdez en algunas escenas y la simpleza general de la serie para ser de Netflix.
 

Antonio

Amante del cine palomitero de Hollywood,
los años 80, las Slasher movies y la Sci-Fi.