Cómo Entrenar a Tu Dragón

¡Bienvenidos a todos los netflixianos que nos leis! Hoy vengo con la crítica hacía una peli, no una peli cualquiera no, hoy me siento infantil y vengo a destripar Cómo Entrenar a Tu Dragón ¡Cuidado que quemo!

Sinopsis

Hipo Horrendo Abadejo III es un joven vikingo que quiere, más que nada en el mundo, ser tan poderoso como los hombres de su aldea. Para ello su objetivo será matar a tantos dragones como pueda. Pero todo esto cambiará cuando entabla una relación algo inusual con uno de ellos, y no un dragón cualquiera nada más y nada menos que con un Furia Nocturna. Desde ese momento, la situación cambiará por completo.

Aunque la película se basa en el libro homónimo de Cressida Cowell, su acción se sitúa antes de la obra escrita, en la era previa a la convivencia armónica de vikingos y dragones. El espectacular entorno que presenta Como Entrenar a Tu Dragón, invita a un despliegue de ingenio en el que desarrollaremos nuestra imaginación y carcajada.

Vikingos

La inocencia bárbara confronta con la brutalidad de las castas guerreras, ajenas al miedo y capaces de lanzarse al peligro sin detenerse a calibrar consecuencias. Hipo es un chico inteligente e insensible que muestra un contraste generacional con su padre, el rudo y extremista Stoick (Gerard Butler).

Ante semejante panorama, las simpatías entre el chico y el entrañable dragón abren las puertas a un mundo familiar donde disfrutaremos de las aventuras de Hipo y su dragón, una amistad con un mensaje obligatorio para los más pequeños, que hace referencia a la aceptación del otro y de uno mismo por encima de prejuicios.

Cómo Entrenar a Tu Dragón

De un ritmo ágil, muy divertida en algunas situaciones y muy elaborada en su aspecto visual, Cómo Entrenar a tu Dragón hace que se disfrute cada minuto gracias a la alternancia de humor y acción sin dejar prácticamente espacio para los tiempos muertos.

Conclusión

En resumen y sacando mi lado infantil diría: Una película que lo tiene todo, una historia extraordinaria, personajes entrañables, visualmente un 10, una película perfecta en todos los sentidos. Una obra maestra de DreamWorks. Es emotiva, pero a la vez divertida.